Apuntes para una vieja polémica en el bicentenario de la Guerra de Independencia (II)


Finalmente y no sin algún quebradero de cabeza cuasi-técnico, hoy les puedo dejar aquí el enlace a la presentación de la conferencia del próximo sábado 1 de diciembre en el contexto del XIII Seminario de Historia. Necesitarán la última versión de Flash Player para visualizarla a pantalla completa. Ya saben por el post anterior que hablaremos de Sir John Moore, de batallas y naturalmente, de miserias y heroicidades a partes iguales.

Anuncios

Sir John Moore: apuntes para una vieja polémica en el bicentenario de la Guerra de Independencia


Será el título de mi conferencia en el XIII seminario de Historia que tendrá lugar en Culleredo (A Coruña), dedicado este año al bicentenario de la Guerra de Independencia. He querido elegir a un viejo amigo, Sir John Moore, no sólo porque nos conozcamos bien, lo cierto es que siempre he sentido algún tipo de debilidad por los tipos imperfectos. No es que Sir John fuese un mal general, pero le faltaba mala leche y, tal vez, más decisión. Pero cuando uno es un ejemplo de caballerosidad y buena crianza, le resulta difícil odiar al enemigo, eso es sabido.
Con todo, logró salvar a su ejército de un desastre, pergeñando un auténtico Dunkerque “avant la lettre” en el seno de la luminosa bahía coruñesa, permitiendo así la posterior victoria del Duque de Wellington, un tipo con muchos menos problemas de conciencia. Moore empeñó la vida en ello y hoy es un héroe coruñés y británico; razones suficientes para prestarle atención.

En este enlace tienen acceso al programa, que, la verdad, promete, diablos, parece que estaremos todos allí!

“El Gran Capitán” en las tiendas on-line


Me he dado una vuelta por la FNAC y la Casa del Libro y lo cierto es que se les agradece la opinión, claro que si. En especial al especialista de la FNAC, que para eso es especialista y aquello del humilde sillón, o similar, nos hace gracia y nos pega bastante, hay que decirlo.

Gracias también a La Cazoleta del Arcabuz esa página admirable regentada por el viejo Alejandro Farnesio, nada menos. Y por supuesto a Rafa Herrera, que es un notable de nuestro pensamiento, certeza que reafirma cada día que publica.

Ya que estamos, no puedo dejar de citar en este post improvisado  a mi gran amigo Antonio Jaumandreu, al que tengo por uno de los más finos cronistas políticos que hoy se pueden leer. Gracias mil, compadre.

Espejo literario


En los últimos tiempos he enviado de vez en cuando a mi sección de El Correo Gallego, en ocasiones también a otros medios, artículos fraguados en la plácida lectura de otros, muchos son viejos amigos, los demás estaban ahí de siempre, esperando que alguna vez me decidiese a bajarlos del anaquel. En todo caso, son letras que, por una u otra razón, me han hecho disfrutar. Hoy me gustaría iniciar esta nueva sección recordando a algunos de ellos, al fin, se les debe todo.

James Joyce

Antonio Escohotado

Antonio Lobo Antúnez

 

Eduardo Punset

 

Pedro Granados:

J. L. Borges y Harold Alvarado Tenorio

 

J. L. Borges y Harold Alvarado Tenorio II

Harold Alvarado Tenorio

Jose Luís Pardo Caeiro

Luís Alejandre Sintes

Eduardo Martínez Viqueira

Pedro Salinas

Sándor Márai

Francisco Umbral y CJC.

Ramón Villares

 

La Donna é Mobile

Max Aub

Vasili Grossman 

 

 

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: